Competencias al final del ciclo escolar

Competencias para el aprendizaje permanente.
Posibilidad de aprender, asumir y dirigir el propio aprendizaje, de integrarse a la cultura escrita, así como de movilizar los diversos saberes culturales, lingüísticos, sociales, científicos y tecnológicos para comprender la realidad que le rodea.

Competencias para la convivencia.
Ser capaces de relacionarse armónicamente con otros y con la naturaleza; comunicarse con eficacia; trabajar en equipo; tomar acuerdos y negociar con otros; crecer con los demás; manejar armónicamente las relaciones personales y emocionales; desarrollar la identidad personal y social.